¿Cómo puedo curar la conjuntivitis de mi bebé según su tipo? - Salud ocular infantil

Al ser tan pequeños, los bebés no han logrado desarrollar todas sus inmunidades ni sus partes internas y externas del cuerpo, lo que hace que sean más propensos a desarrollar o contraer enfermedades como la conjuntivitis. 

Y esto es algo que puede generar mucho dolor y estrés al pequeño, por lo que se debe tratar de forma inmediata, y aunque no tenga un nivel de gravedad mayor y se cure en un par de días, siempre es bueno detenerlo a tiempo para evitarle molestias al bebé. Y, si aún no se ha contagiado tu bebé de igual manera presentamos una guía para que comprendas como tratar y prevenir un contagio por esta enfermedad de la vista.

Índice()
  1. ¿Qué es la conjuntivitis en el bebé?
  2. ¿Por qué se produce la conjuntivitis en el bebé?
  3. ¿Cuáles son los tipos de conjuntivitis más frecuentes en el bebé?
  4. Consejos para curar la conjuntivitis de mi bebé según su tipo - Siempre bajo prescripción médica
    1. Usar gotas oculares o antibióticas
    2. Aplicar pomada ocular
    3. Emplear compresas frías

¿Qué es la conjuntivitis en el bebé?

La capa interna que recubre el parpado, el espacio entre el globo ocular y la esclerótica de la córnea, llamadas conjuntivas se inflama debido a alguna infección, alergia o irritación por agentes externos. Como resultado, la capa transparente que recubre el ojo se enrojece en gran manera dilatando los vasos y aparecen síntomas como secreción mucosa con pus, dolor, picor y rinorrea.

¿Por qué se produce la conjuntivitis en el bebé?

En los recién nacidos la conjuntivitis puede suceder debido a que ocurra una obstrucción en el conducto lagrimal del bebé; o bien por infección de virus y bacterias transmitidas de la madre al hijo en el momento del parto natural, y también puede ocasionarse cuando al nacer se le administran antibióticos tópicos que causan irritación.

Ahora bien, en los bebés un poco más grandes, esta enfermedad suele presentarse por el contacto directo con virus y gérmenes, así como por una reacción alérgica a polvos y ácaros o bien el contacto con productos químicos que irriten la vista. De igual manera, esta enfermedad es muy contagiosa y por eso resulta un poco normal que los niños pequeños experimenten la conjuntivitis.

¿Cuáles son los tipos de conjuntivitis más frecuentes en el bebé?

  • Conjuntivitis química, sucede cuando al nacer se le administran antibióticos en gotas para los ojos, y puede desarrollar alergia a estos medicamentos, esto suele duran de 24 a 36 horas, debido a su levedad muy baja no necesita de tratamiento.
  • Conjuntivitis en el parto, suele causarse debido a bacterias como la «Neisseria gonorrhoeae», clamidia tracomatis (enfermedades de transmisión sexual), que luego son pasadas al bebé por el conducto o canal de parto; pero con un tratamiento de gotas con antibiótico será más que suficiente.

  • La conjuntivitis bacteriana, normalmente es producida cuando bacterias que viven en la nariz y la piel entran en contacto con la vista de los niños. Esta se distingue porque suele botar secreción amarillenta y espesa del ojo que hace que el niño por las mañanas tenga su ojito pegado.
  • Conjuntivitis vírica, se produce debido a infecciones virales y suele desaparecer por si sola, no obstante con la ayuda del pediatra puedes suministrarle tratamientos que le sirvan de ayudar para contrarrestar. Así como lavar el ojo con suero fisiológico y aplicar colirio oftálmico suele desinflamar y relajar la vista.
  • Conjuntivitis alérgicas, generalmente aparece en primavera, al aire libre, por algún tipo de polen, ácaros y polvo. 

Consejos para curar la conjuntivitis de mi bebé según su tipo - Siempre bajo prescripción médica

La vista es un elemento delicado del cuerpo, y suministrar cualquier tipo de auto-medicamento puede ayudar o empeorar la situación, asimismo realizar remedios caseros para limpiar pueden empeorar debido a los fragmentos que pueden quedar allí para formar más bacterias e infecciones. Tal que, siempre debes de acudir a atención médica para que te receten lo mejor; pero siempre debes de tratar los problemas de visión en los niños para no generar consecuencias. Algunos de los tratamientos más comunes son:

Usar gotas oculares o antibióticas

El colirio es un antiinflamatorio que combate las infecciones bacterianas de la vista, se debe suministrar bajo prescripción médica en niños. Además, existen gotas oculares o antibióticas como neomicina, la polimixina y la bacitracina que detienen el crecimiento de las bacterias que infectan la superficie del ojo.

Aplicar pomada ocular

Las pomadas contienen antibióticos, sin embargo, no contienen agua por lo que se pueden aplicar en la vista, de igual manera su uso debe ser consultado con un especialista de la vista cuando se trata de aplicar a bebés.

Emplear compresas frías

Como la conjuntivitis se trata de una inflamación, las compresas de agua fría ayudan a desinflamar la conjuntiva y a quitar el enrojecimiento poco a poco. Solo guarda bolsas de té en el congelador y luego cuando estén lo suficientemente frías colócalas sobre el ojo cerrado.

Subir