¿Cuál es la mejor forma de evitar las peleas entre hermanos? - Desarrollo infantil

Por lo general, siempre existen algunas diferencias entre las relaciones de hermanos, las discusiones, los conflictos y algunos gritos son cosas muy normales que suceden entre hermanos, más cuando existen diferencias de edades de unos 4 años. Sin embargo, los padres deben tener cuidado con estas discusiones, ya que en algunos casos, pueden llegar a un nivel muy superior y esos simples desacuerdos, convertirse en verdaderos conflictos.

Índice()
  1. ¿Por qué se presentan las peleas entre hermanos?
  2. ¿Cómo pueden los padres saber si las peleas entre hermanos van a más?
  3. Consejos para evitar las peleas entre hermanos
    1. No buscar culpables
    2. Ser buen mediador
    3. Trabajar las habilidades emocionales de los hijos
    4. Establecer reglas de convivencia

¿Por qué se presentan las peleas entre hermanos?

Este es un tema bastante amplio, donde abarca una gran cantidad de realidades. La cuestión es, ¿qué existe detrás de estas confrontaciones entre hermanos?, ¿acaso es necesario que los padres brinden la atención necesaria?. Por lo general los simples conflictos que existen entre hermanos, no crea un gran afecto entre ambas partes, es simplemente que no están de acuerdo el uno con el otro.

Se debe tener en cuenta, que los niños no conocen las normas de convivencia que existen en la sociedad, por lo general ellos piensan que tienen la verdad absoluta de todas las cosas, aunque respeten la opinión de sus padres, en muy pocos casos respetan las opiniones de su hermano, esta es una razón muy común por la que los hermanos se pelean. De igual forma, también se crea un conflicto, por el cual de los dos es el preferido de sus padres, esto hace que se cree celos y envidia en alguna de las partes, lo cual crea conflictos y desacuerdos.

También, se debe tener en cuenta, la convivencia que tienen los hermanos. Como padre te puedes preguntar, ¿pero por qué ninguno de mis hijos se pelea con otro niño, solo entre ellos?, la respuesta radica, en el tiempo que los pequeños comparten, aparte de que en muchas ocasiones, comparten dormitorios, juguetes y muchas otras cosas, esto les proporciona muchas excusas para discutir. Por lo general, cuando los niños tienen que compartir algunas cosas, como juguetes, ambos quieren tener posesión absoluta del objeto, buscando marcar su territorio.

En muchos casos, una de las principales causas de las discusiones entre hermano, es la atención de sus padres. En muchas ocasiones, pueden usar algún conflicto para llamar la atención de sus padres y por ello lograr que los padres estén pendientes de ellos. Se dice, que en algunas ocasiones, cuando un niño tiene un mal comportamiento, forma conflicto o siempre se está metiendo en problemas, es porque desea la atención de sus padres. Esto no significa que los padres descuiden al niño, sino que tal vez, él piense que sus padres le prestan más atención a su hermano o hermana.

También ocurre un caso, con aquellos hermanos con diferencias de edades bastante notables. En muchas ocasiones, para el hermano más grande le puede ocasionar celos, que sus padres se centren más en su hermano pequeño porque es el más vulnerable. Cuando esto sucede, el hermano mayor tiende a lastimar verbalmente al pequeño, e incluso a pegarle. Buscan la manera de molestar a su hermano pequeño, porque siente que por culpa del pequeño, sus padres ya no lo quieren tanto.

Por otro lado, también influye de gran manera, el ejemplo que los pequeños ven, esto en casa, en la calle, pero también lo que ven en la televisión, en el internet y en algunos videojuegos no adecuados. Muchos pequeños están vulnerables a esto, por lo cual, intentan imitar los comportamientos de algunas personas, que no son las más indicadas. Por ello, el rol de los padres es muy importante para que los hijos, tengan una buena integración en la sociedad.

¿Cómo pueden los padres saber si las peleas entre hermanos van a más?

Para esto, lo único que se debe hacer, es evaluar y analizar los comportamientos de ambas partes. Esto se debe hacer de una manera bastante sigilosa, que los hermanos no se den cuenta. Si ves que antes las peleas eran conflictos suaves de vez en cuando y algunas veces sin sentido. Pero de un tiempo para acá, observas que los conflictos son más constantes, en muchos casos incluso hay malas palabras o violencia física, es una clara señal que la relación entre hermanos no va nada bien.

Consejos para evitar las peleas entre hermanos

Existen, varios aspectos que los padres deben tener en cuenta para evitar las peleas entre hermanos. Uno de ellos es, no tener preferencia por ninguna de las partes, en muchos casos, este simple error por parte de los padres, puede ocasionar grandes conflictos. Además de que se pueda ayudar a corregirlos sin tener que ser violentos con ellos.

No buscar culpables

Aquí, también radica el aspecto de no tener preferencias. Cuando ocurra una discusión entre hermanos, los padres deben procurar ser imparcial, escuchar ambas partes de la historia, para lograr conseguir una solución justa y viable al conflicto.

Ser buen mediador

Para lograr ser un buen mediador, los padres deben tener cierto nivel de imparcialidad. Cuando sucede alguna discusión, muchos padres cometen el error, de atacar a alguna de las partes sin indagar un poco la razón del conflicto. Lo cual, crea una perspectiva muy injusta, ya que tal vez al niño que castigaste, no era el culpable del conflicto.

Trabajar las habilidades emocionales de los hijos

En este aspecto, se le debe tratar de enseñar al niño, a tener en cuenta los sentimientos del otro. Se le debe hacer entender de la mejor manera, que ellos son un equipo y están para apoyarse, respetarse y amarse, que lo que a alguno le afecte, el otro debe entender ese sentimiento y tratar de ayudarle. Cuando este principio se crea en los niños, ellos crean un vínculo bastante fuerte, donde siempre se apoyaran en cualquier situación. 

Establecer reglas de convivencia

Los niños deben recordar quienes son los que mandan en la casa. Se le debe enseñar a los niños, a respetar ciertas reglas de convivencia, haciéndoles entender, quienes son la autoridad en la casa y que se deben acoplar a las normas que se han establecido.

Subir